Cómo superar el coronavirus

Cómo superar el Coronavirus, es lo que trasnocha a gran parte de la población mundial hoy en día.

Muy pocas veces en la historia de la humanidad un tema en específico ha invadido los pensamientos de las personas de todo el planeta en simultaneo.

Y no es para menos, el Coronavirus ha sido el inesperado personaje que ha irrumpido en esta gran obra de teatro que es la vida, caminando a pasos agigantados y generando terror.

Pero aunque no es un virus tan letal como muchas otras enfermedades como el Dengue, que afecta entre 50 y 100 millones de personas al año, o el Ebola, cuya taza de supervivencia es tan solo del 10%, o el no tan conocido Marbug que produce fiebre hemorrágica viral y mata al 90% de los infectados.

Si es el virus que más marketing ha recibido.

Y ha sido gracias a la prensa que ha mojado y las Fake News (falsas noticias) que este virus ha cobrado semejante relevancia internacional. Cerrando fronteras, destruyendo economías, confinando a las personas en sus casas, aplazando clases y agotando productos básicos en los supermercados.

No me malinterpreten, no estoy minimizando el daño que este virus puede hacer a la población vulnerable como nuestros hijos y abuelos, o aquellas personas que en este momento cuentan con muy pocas defensas y para quienes una simple gripa podría ser mortal.

Claro que debemos seguir las recomendaciones planteadas por los gobiernos en pro de prevenir la propagación del virus y salvaguardar la vida de nuestros seres amados y de nuestros vecinos.

Consecuencias del Covid-19

Sin embargo deseo llamar a la razón de las personas, para que piensen de forma mas coherente y con sentido común.

Se están viendo cosas como; agresiones físicas en los supermercados por una botella de jabón liquido, personas llevando más papel higiénico del que usarán en un año o acciones racistas a quienes viajan desde la China.

Incluso, la casa de una contagiada en Neiva ha sido apedreada por una turba ignorante y presa del pánico mas primitivo.

Y algo que me dejó sorprendido; las acciones de Constellation Brands, propietaria de la Cerveza Corona, se fueron al piso.

O sea, ¿Qué tiene que ver una cerveza con un virus?

El Coronamarketing del miedo

El miedo vende… ¡y mucho!

Empresas fabricantes de jabones y geles antibacteriales están haciendo su agosto – y eso está muy bien

Empresas que venden tapabocas están que no dan abasto – y eso está muy bien

Pero hay algunas empresas y personas que ofrecen productos milagrosos que te protegen del virus, sabiendo que aún no existe cura ni vacuna – eso ya es estafa

Cómo superar el coronavirus

Estoy seguro que de esta experiencia sacaremos algo mucho mas valioso que las ganancias temporales de quienes pudieron monetizar esta tragedia.

Ahora que se nos pide quedarnos en casa, es cuando nos permitimos bajar el ritmo del día a día, es ahora en estos tiempos de reflexión que debemos repensarnos como personas, como familias y como sociedad.

Aprovechemos este tiempo para compartir con nuestros hijos y parejas, para escucharlos de verdad, para atenderlos y ofrecerles lo mejor de nosotros, no las sobras de un día ajetreado.

Y sobre todo, usemos este tiempo para volver a conectarnos con nosotros mismos, con nuestros sueños mas alocados y con nuestros proyectos mas creativos.

¿Quieres saber cómo ganarle al virus?

Sencillo; deja atrás el egoísmo que la sociedad y el mercado ha implantado en ti, ofrécete como voluntario a los ancianos de tu barrio para hacerles la compra o pagar las facturas y así ellos, quienes son nuestra memoria histórica, estarán mas protegidos.

Volvamos a servir a los demás sin esperar nada a cambio, no compremos más de lo necesario pensando que otras familias necesitarán alimentarse también, no propaguemos noticias falsas que solo generan miedo y angustia.

La humanidad necesita de tu aporte, del valor que puedes ofrecer a los demás, de tu optimismo, de tu perseverancia, de tu felicidad y sobre todo de tu voluntad de servir.

Y en este momento es tu responsabilidad: No decir todo lo que sabes, no escuchar todo lo que dicen y no creer todo lo que ves.
Y en este momento es tu responsabilidad: No decir todo lo que sabes, no escuchar todo lo que dicen y no creer todo lo que ves.

Gracias por estar aquí, valoro tu tiempo y el que has dedicado a leer este artículo, espero que te sea valioso.

Por:

Julián Socha


Entradas relacionadas

¿Te gustó el artículo?
[Total: 2 Average: 5]